Hackeadas las Oculus Quest 2

Hace tan solo unos días os contábamos que Palmer Luckey, cofundador de Oculus, se había unido a la iniciativa de Robert Long. El empresario anunciaba a través de sus redes sociales que ofrecía 5.000 dólares a quien lograra hacer jailbreak a las Oculus Quest 2 para omitir el login de Facebook.

Pues bien, parece que el momento ha llegado y, de hecho, más deprisa de lo que esperábamos. Según ha adelantado Ready Hacker One en Twitter, un investigador de la comunidad XR ha conseguido acceder al root de Oculus Quest 2 y acabar con la obligatoriedad de iniciar sesión en la red social de Zuckerberg para poder utilizar el dispositivo.

El tweet donde se confirma la noticia reza lo siguiente en nuestro idioma:

Un investigador de la comunidad XR ha obtenido acceso al root de Oculus Quest 2 y puede omitir el inicio de sesión de Facebook. Los propios investigadores de XRSI han validado este jailbreak y actualmente están trabajando para obtener garantías para proteger a las personas que descubrieron estos métodos de hackeo. También hemos aprendido que hay otros investigadores que han obtenido un acceso similar y no están seguros de cómo proceder, al no tener políticas claras sobre el derecho a reparar. Si usted es uno de esos investigadores, lo instamos a que se comunique con nosotros y comparta los detalles de manera segura.

Póngase en contacto con XRSI a través de info@xrsi.org o del canal de mensajería Signal 510-990-4438

Para quien lo desconozca, XR Safety Inititative (XRSI) es una ONG cuyo principal objetivo es promover la privacidad, la seguridad y la ética en los entornos inmersivos (realidad virtual, realidad mixta y realidad aumentada). En este caso, la organización ha dado el visto bueno a este hackeo y en estos momentos se encuentran trabajando en conseguir la seguridad y garantías necesarias para que el investigador que ha conseguido el jailbreak de las Oculus Quest 2 esté protegido frente a Facebook.

Y es que, como ya auguran desde XRSI, es muy probable que tenga problemas legales con la compañía estadounidense. Sin embargo, XRSI defiende que, cuando un usuario compra un dispositivo, tiene derecho a repararlo y modificarlo sin que este se vuelva inservible. Al fin y al cabo, hemos pagado por él y deberíamos tener derecho a intentar comprender mejor su funcionamiento sin que, irónicamente, este «muera» en el intento.

Respecto a la polémica que suscitó la iniciativa de Robert Long acerca del ofrecimiento de los 5.000 dólares a quien lo consiguiera, el empresario ha hecho referencia en su cuenta de Twitter:

hackeadas oculus quest 2

Según indica, sigue en pie la recompensa ofrecida y se compromete a entregarla pero, además, rompe una lanza a favor de XRSI. Long promueve una campaña de crowdfunding con el fin de donarla a la organización por los esfuerzos que están realizando en defensa del derecho a la reparación y privacidad en XR.

No se han dado detalles acerca del método mediante el cual se ha conseguido acceder al sistema raíz de las Oculus Quest 2, y tampoco sabemos si esto acabará teniendo repercusiones legales para el investigador que lo ha logrado pero, desde luego, ha sido un golpe que Facebook debería encajar y considerar como un aviso de la comunidad sobre su descontento con la obligatoriedad que se les ha impuesto.

Ya han sido hackeadas las Oculus Quest 2 pero, ¿podremos librarnos de la imposición de Facebook finalmente? ¿Qué pensáis?

Deja un comentario